Habitación de Bebé Color Chocolate

La tendencia actual marca al color chocolate como el preferido en la decoración moderna de dormitorios, incluso en las habitaciones de bebés. Por eso si quiere ir junto con esta tendencia he recopilado algunas imágenes de dormitorios color chocolate para bebé, que pueden servir como ideas de inspiración para su futuro proyecto de decoración en su hogar.
Veamos entonces fotos de decoración de dormitorios de bebé con paredes, muebles y elementos decorativos en color chocolate:

En la decoración de esta habitación de bebé se ha utilizado las paredes color chocolate como medio para transmitir importancia a los adornos y cuadros, así como para resaltar la excelente lámpara que acompaña a la decoración elegantísima de este cuarto.


En esta alegre habitación de bebé vemos como se ha optado por jugar con los colores dividiendo las paredes en dos zonas, un que inspira jugar, con el divertido muro de vidrio a colores, y otra que nos trae paz, que la de color chocolate. Una buena combinación es la del parquet con un color marrón suave y la del oscuro color cacao que vemos en uno de los muros, es un complemento perfecto.

En esta foto de decoración vemos que se ha optado por jugar con las tonalidades claras y oscuras de nuestro color marrón para enmarcar una bonita figura de un árbol primaveral, lo cual le da un toque entrañable a la estancia. De nuevo apreciamos como el blanco, en marcos de ventanas, y el azul en los detalles del sillón se acomodan perfectamente en un cuarto color chocolate.

En este dormitorio para bebé vemos como las paredes están pintadas de color marrón chocolate con puntos verdes.Los colores verde, azul y marrón están en todas partes en la trastienda, por ejemplo en las cortinas, lámparas y mantas.Además, la combinación de los muebles con la alfombra de color beige es perfecta! 

En esta habitación vemos como la decoración color chocolate puede dar profundidad a los espacios combinándolo con otros colores como el blanco en este caso. El color neutro da la forma y el chocolate nos introduce en la profundidad de sus calmados pigmentos. Cabe destacar como el mimbre, es un material que combina a la perfección con el color rey de la estancia.

En la decoración interior de esta habitación infantil se ha jugado con el elemento madera como combinación del color chocolate con un  resultado claramente favorable. Los toques de color que aportan tanto las letras encima de la cuna como la pared coloreada a cuadros le dan un toque desenfadado y jovial al conjunto.